sábado, 11 de febrero de 2017

Limpiando el disco duro (6)




Y aquí, una que sigue limpiando el disco duro (y que por ahora esto no tiene fecha de fin, tengo un poco de Diógenes cinéfilo... XD).
Hoy tocaría reseña, pero me ha venido un poco justo para escribirla en condiciones. Pero no os preocupéis, que tengo dos en el tintero :P
Mientras, veamos que me han parecido las películas de hoy.




Angustia




España, 1987; Duración: 91 min., Director: Bigas Luna, Guion: Bigas Luna, Música: José Manuel Pagán, Reparto: Zelda Rubinstein, Michael Lerner, Talia Paul, Ángel Jove, Clara Pastor, Isabel García Lorca, Nat Baker.
Premios:
1987: Goya a los mejores efectos especiales.
Género: terror, cine dentro de cine.

Sinopsis:
John es oftalmólogo y tiene una curiosa afición: colecciona ojos. Su madre ejerce sobre él un fuerte dominio psicológico. Precisamente, por orden de su madre, va a un cine, donde coincide con dos amigas, Linda y Patricia. El efecto hipnótico de la película ejerce sobre ellos una extraña influencia.



Lo mejor: la cinta es como un experimento de cine, que aúna varias historias. Primero asistimos a la historia de John y su madre, aficionados a coleccionar ojos, para luego descubrir que realmente lo que veíamos lo estaban viendo otros personajes en un cine (dos amigas, una de ellas pasando mucho miedo con la película). Y la cosa llega a límites insospechados cuando John también acude a un cine (a ver “El mundo perdido”). Por lo que es como si viésemos tres películas diferentes, aunque poco a poco todo se irá uniendo y finalizará de forma muy interesante (y si yo la hubiese visto en un cine, hubiese habido otro nivel más).
Me encantan algunos de sus planos, en los que vemos en la pantalla de cine, al personaje en un cine y en la realidad también un cine. Me gusta como lo que sucede en la película es similar a lo que pasa en la realidad y como hasta coincide con los planos de la ficticia película proyectada. O como se muestran los asesinados en el cine y los espectadores se mosquean al estar en un cine también (no pudiendo evitar mirar atrás).
Los títulos de crédito, situados en un cine, viendo como hay gente que se va antes de que ponga 'fin', los que se van a mitad créditos y los que se esperan hasta el final (como yo XD). Molan.
Una cinta hipnótica y perturbadora, bastante original y con buenas interpretaciones.

Lo peor: es tan particular que es imposible que guste a todos… además, siendo quien es su director y conociendo su cine, es normal no querer darle mucha oportunidad.

Conclusiones: esta peli ya tenía telas de araña y todo… me gustaba su sinopsis, pero nunca me ha atraído el cine de Bigas Luna, así que se iba quedando en pendientes. Pero quitarle el polvo y ponerla en la TV al final me ha descubierto una película muy interesante y diferente. Complicado olvidarla y recomendable.





El hotel del terror (El hotel del horror)
(The City of the Dead) (Horror Hotel)




Reino Unido, 1960; Duración: 76 min., Director: John Llewellyn Moxey, Guion: George Baxt, Milton Subotsky, Música: Douglas Gamley, Reparto: Dennis Lotis, Christopher Lee, Patricia Jessel, Tom Naylor, Betta St. John, Venetia Stevenson, Valentine Dyall.
Género: terror.

Sinopsis: Una estudiante de historia americana llega al pueblo de Whitewood, en Nueva Inglaterra, donde a finales del siglo XVII la caza de brujas se saldó con la ejecución de varias personas acusadas del delito de brujería. El tema todavía pervive en cuentos y leyendas populares, que la joven quiere investigar. Al llegar a la pequeña población se percatará de que los pocos habitantes que todavía viven en aquel aislado rincón guardan algún oscuro secreto...



Lo mejor: cuento gótico y muy cortito sobre la brujería. Con una ambientación estupenda y perturbadora, jugando con luces y sombras (el B/N le va genial). Terror sin sangre y fundamentado en su historia y sus imágenes de casas oscuras y aisladas, niebla, personajes enigmáticos y la única luz de la vela para iluminar.
Excelente Christopher Lee, al que siempre es un gusto que ver. Y que demuestra una vez más lo gran actor que era y lo bien que le iba interpretar a estos personajes.
Redondeado todo por un guion muy bien llevado y su gran atmósfera.

Lo peor: Christopher Lee debería salir más :P y bueno, es un poco ‘hombre-spoiler’, todos sabemos nada más verlo contando la historia de las brujas, que algo oculta y que él tiene que ver con ello.
Un poco lío de títulos, ¿no? Hasta por cuatro la podéis encontrar...

Conclusiones: mi intención en esta vida es ver TODAS las películas que hizo Christopher Lee, y aun me quedan. Unas cuantas de ellas esperan pacientemente en el disco duro. A una de ellas, esta de la que hablo hoy, ya le tocaba salir a la luz y, sinceramente, la he disfrutado mucho. Un pequeña historia de terror, muy bien ambientada e interpretada, que hará las delicias de todos los que disfrutamos del cine de terror, en especial, del ‘de antes’. Ya sabéis, de más insinuar que mostrar.





Hampones
(Hoodlum)





EEUU, 1997; Duración: 130 min., Director: Bill Duke, Guion: Chris Bracanto, Música: Elmer Bernstein, Reparto: Tim Roth, Laurence Fishburne, Vanessa L. Williams, Andy García, Cicely Tyson, Chi McBride, Richard Bradford, Clarence Williams III, William Atherton, Loretta Devine, Queen Latifah, Mike Starr, Leonard Roberts.
Género: thriller, mafia, crimen.

Sinopsis: Nueva York, años treinta. Un gánster negro se hace cargo del negocio de las loterías de Harlem tras el ingreso en prisión de la mujer para la que trabajaba como guardaespaldas. La próspera marcha del negocio provocará las iras de otros gánsteres como Dutch Schultz y Lucky Luciano.



Lo mejor: muy buenos actores (destacando a Tim Roth y su mafioso, sádico y violento personaje), una ambientación de lujo de los años 30 en el Harlem y una historia que aunque sencilla, resulta amena, sobre todo si te gustan las cintas sobre la mafia. Y aquí tenemos a varios sectores peleando por el mismo terreno. ¡Y en uno de ellos está el gran Lucky Luciano (peso pesado de la mafia en aquella época), interpretado por Andy García.
Tiene buenas escenas de violencia, también algunas escenas brillantes, y una BSO chula.

Lo peor: su duración y una historia bastante plana y manida (y ambas cosas van de la mano, porque para un guion tan sencillo, no hace falta tanto metraje), lo que hace que tenga muchos momentos vacíos.
Y es que, realmente, el gran fallo es su guion.

Conclusiones: cine de mafiosos + Tim Roth, era lógico que estuviese en mi disco duro, pero no tanto que haya tardado tanto tiempo en verla.
La cosa es que me ha decepcionado un poquito, esperaba mucho más y me he encontrado una película bastante plana. Ojo, no está mal y resulta entretenida (y la recomiendo ver), además técnicamente y a nivel actoral es muy buena, pero le falla la profundidad en su historia.





F/X, efectos mortales
(F/X)




EEUU, 1986; Duración: 110 min., Director: Robert Mandel, Guion: Gregory Fleeman, Robert T. Megginson, Música: Bill Conti, Reparto: Bryan Brown, Brian Dennehy, Diane Venora, Cliff De Young, Mason Adams, Jerry Orbach, Joe Grifasi, Martha Gehman, Roscoe Orman, Trey Wilson, Tom Noonan, Paul D'Amato, Jossie DeGuzman, Jean De Baer.
Género: western, acción, remake.

Sinopsis: El F.B.I. contrata a un experto en efectos especiales para simular la muerte de un mafioso. Pero la pistola que utilizará en la farsa es manipulada y la supuesta víctima muere de verdad. A partir de ese momento, el especialista sufrirá las consecuencias.



Lo mejor: ver por dentro como se crean los efectos especiales de aquel entonces. Y a mí me encantan como se hacían los ‘muñecos monstruosos’ para las películas de antes (los hechos por ordenador pierden encanto, y lo sabéis…).
La premisa resulta original, como para ayudar a un chivato de la mafia, piensan fingir su muerte usando a un especialista en efectos especiales. El problema viene cuando a él le tienden la trampa, mata de verdad a la víctima y le empiezan a perseguir para matarlo. Es entonces cuando él usará sus habilidades del trabajo para salir con vida.
Además, una vez nos metemos de lleno en la trama policial, esta resulta muy entretenida y no tan obvia de adivinar. Y además, su final me encantó.
A nivel de actores también está muy bien, no son las caras más conocidas (más bien, suelen ser secundarios), pero tanto el prota (Bryan Brown) como el policía (Brian Dennehy) resultan muy convincentes.

Lo peor:
a mitad de película el interés decae un poco… pero se soluciona para su último tramo.
Me hubiese gustado más que nos mostrasen más cosas sobre los efectos especiales.
Pero la verdad, no tiene muchos más peros que darle.

Conclusiones:
llevo queriendo verla tanto tiempo… creo que en la TV la han hecho varias veces además, pero es de esas que vas dejando y dejando… pues nada, reto superado. Y encima, me ha gustado bastante. Además de ver las entrañas de como se hace una película con efectos especiales (de los de antes, por supuesto), asistes a una trama policial interesante. Recomendada.
Tiene segunda parte… ¿debería animarme a verla? Según veo por Internet sí… ¡ya os contaré!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada